La ardua lucha de una familia santiagueña que viaja cada 15 días a Buenos Aires para que su hijo se trate contra el cáncer

(Fuente: Infobae) Thiago Ledesma tiene 10 años, es de Santiago del Estero y padece retinoblastoma bilateral desde los cinco meses. Junto con su mamá Belén, viajan cada 15 días en micro al Hospital Garrahan. En el último año y medio los pasajes los empezaron a pagar ellos mismos, lo que supone un gran sacrificio en una familia con 10 integrantes donde el dinero no sobra

Belén, madre de 8 hijos, y su esposo Alejandro, quien es jardinero y se las arregla haciendo «changas» cuando no es temporada fuerte de jardinería, hacen todo lo posible para juntos poder sacar adelante a la familia. Y es que además de tener que mantener una familia numerosa, tienen al pequeño Thiago, de 10 años, quien padece retinoblastoma bilateral desde los cinco meses de vida.

«Cuando tenía cinco meses, lo llevamos al hospital de acá de Santiago porque tenía algo raro en los ojos y nos dijeron que era una conjuntivitis. A medida que iba pasando el tiempo no se curaba y entonces nos derivaron al Garrahan y ahí nos comunicaron que era un cáncer de retina. Por suerte fuimos a Buenos Aires, sino no sé que hubiera pasado con mi hijo», dijo a Infobae Belén Ledesma.

Hoy Thiago tiene 10 años y se sigue atendiendo en el Garrahan. Tras varias complicaciones que sufrió a raíz de la operación con radioterapia y también con la quimioterapia, el pequeño sigue luchando: «Él ya perdió el ojo derecho; el otro todavía tiene un tumor por eso es que tenemos que preservarlo. Pero lo que nos terminó de liquidar fue que a raíz de la radioterapia sus riñones se dilataron así que estamos a la espera de una cirugía para solucionar eso. Actualmente viajamos cada 10 o 15 días desde Santiago del Estero».

Son unos 1047,2 kilómetros entre La Banda y Buenos Aires. En micro de línea son casi 15 horas y el monto es de $2300 y en avión depende la aerolínea con una duración de menos de dos horas los precios varían de acuerdo a la aerolínea pero comienzan en $6000. Y a pesar de que Thiago está protegido por la cobertura de la obra social Incluir Salud, la misma que toda la vida les pagó el pasaje a él y a su madre para que puedan viajar en micro, hace un año y medio que no se los financia y se lo tienen que pagar ellos. «Nos cuesta mucho porque cada quince días tenemos que viajar. Es muy difícil. Hace unos días mi madre nos tuvo que pagar el pasaje porque no llegábamos. Es desgarrador y desesperante», confesó Ledesma.

Cada  vez que llegan a Buenos Aires, se hospedan en Casa Garrahan, aunque la cantidad de días suele ser incierta hasta el momento en el que arriban al hospital. «Estamos viviendo el día a día. Cuesta y mucho, creo que uno no toma dimensión de lo que significa dejar una casa durante 15 días, agarrar lo poco que tenemos y viajar a Buenos Aires. También tener en cuenta que hay otros 7 que se quedan solos. Me pierdo lo mejor de ellos, pero por otro lado, son una gran ayuda para mí», comentó entre lágrimas.

A pesar de los viajes constantes a Buenos Aires, en muchas ocasiones Thiago tiene que ir de urgencia al hospital público de su ciudad natal porque se desvanece, tiene convulsiones, migraña,s entre otras complicaciones. «Muchas veces llegamos y tenemos que ir directo a la guardia del hospital y en algunos casos volver a Buenos Aires. La verdad es que no es recomendable que Thiago viaje en micro tantas horas pero es la única manera que tenemos de poder hacerlo», enfatizó la mujer.

La próxima visita del pequeño y su madre será en septiembre para obtener la fecha de la operación que consistirá en ponerle una sonda permanente, por el riñon dilatado, mientras que al mismo tiempo tienen que seguir preservando el ojo izquierdo del tumor con el tratamiento indicado.

Aunque la abuela de Thiago es de gran ayuda para la familia Ledesma, muchas veces no alcanza. Son muy pocos los vecinos de La Banda que saben del diagnostico y de las complicaciones de Thiago, por lo que nunca recibieron ayuda de parte de nadie.

«Si yo me quedaba en Santiago del Estero no sé qué podía pasar con mis hijos. Por eso es tan importante la atención de un hospital como el Garrahan, pero necesito encontrar una forma para que el traslado no nos pese tanto», enfatizó.

Su deseo más grande es que Thiago se sane completamente y puedan vivir una vida estable en Santiago del Estero todos juntos: «Si tuviera que pedir algo más accesible no lo dudaría: facilitar el traslado de ambos para poder enfocarnos en la recuperación de Thiago sin tener que pensar en que no podemos pagar ni el remis a la terminal, mucho menos el pasaje en micro».

*Para ayudar a la familia Ledesma:

Maria Belen Ledesma
DNI 26.161.909
Banco Macro
Suc. 670 Sgo. Del Estero
Caja de Ahorro Nro: 4-679-0951783839-3
CBU: 2850679740095178383938

Sergio Stadius

Periodista en Medios y Política. UBA - Ex jefe de Prensa del IRAM. Director Hurlingham en Movimiento y de Revista Líder.