Universidades nacionales de Santa Fe recibirán más de 1.100 millones de pesos para obras de infraestructura

El ministerio de Educación Nacional, a través de la Secretaría de Políticas Universitarias, firmó un convenio con universidades de la provincia de Santa Fe quienes recibirán un total de $1.178.800 millones de pesos para el inicio de seis obras enmarcadas en el Programa Nacional de Infraestructura Universitaria, llevado adelante por la cartera educativa nacional y Ministerio de Obras Públicas de la Nación en conjunto con el Banco de Desarrollo de América Latina (CAF). Las tres universidades beneficiadas son: la Universidad Nacional de Rosario (UNR), la Universidad Nacional del Litoral (UNL) y la Universidad Nacional de Rafaela (UNRaF).

El acto, realizado en el recientemente inaugurado edificio tecnológico UNR INNOVA, contó con la participación del secretario de Políticas Universitarias, Jaime Perczyk, el gobernador de Santa Fe, Omar Perotti, el ministro y el secretario de Obras Públicas, Gabriel Katopodis y Martín Gill, el intendente de Rosario, Pablo Javkin y los rectores , Franco Bartolacci; de UNL, Enrique Mammarella; y de UNRaF, Rubén Ascúa.

Durante el acto, el secretario de Políticas Universitarias comentó: «El momento difícil aún no terminó, la pandemia dejó consecuencias educativas, sanitarias y económicas. En estas épocas difíciles es cuando más cuesta invertir en educación y el gobierno nacional asumió este desafío. Esperamos que estas obras puedan realizarlas empresas locales para que esos recursos sean reinvertidos en la provincia”.

Por su parte, Katopodis destacó: “Esta foto es una expresión de la reconstrucción de la Argentina federal que queremos: apoyando la educación, generando obra pública y puestos de trabajo. Esta es la bandera de largada, ya que estos proyectos van a tener continuidad. El esfuerzo de la gente necesita de todos nosotros trabajando en conjunto”.

Finalmente, el gobernador de Santa Fe enfatizó: “La universidad ha estado presente durante todo el año con soluciones para afrontar en COVID. Ha sido un año distinto, pero no fue perdido porque nos ha permitido volver a poner la mirada en nuestro campo científico- tecnológico y en nuestras universidades. La educación es la herramienta principal para enfrentar las desigualdades y estoy seguro de que vamos a devolver esta inversión con conocimientos y aportes que beneficien no sólo a la provincia sino a todo el país”.

La Universidad Nacional de Rosario recibirá la suma aproximada de $587 millones para cuatro obras, que van desde construcciones nuevas hasta puesta en valor y culminación de otras. Se construirá un Aulario para las Facultades de Odontología, Ciencias Bioquímicas y Medicina y una sede para el Complejo Agropecuario Casilda, de la Facultad de Ciencias Veterinarias. El edificio del área de salud contará con 5 plantas y 18 aulas completamente accesibles, distribuidas en 2.400 metros cuadrados. Mientras que la sede de Casilda será un complejo de 3.226 metros cuadrados, que permitirá que la facultad tenga por primera vez un edificio propio, ya que desde sus inicios, hace cuatro décadas, lo venía realizando en las instalaciones de la Escuela Agrotécnica General San Martin.

Además, la misma universidad tiene proyectada la puesta en valor del edificio histórico de la Facultad de Humanidades y Artes. La construcción permitirá que la Escuela de Letras traslade gran parte de su funcionamiento a la nueva locación, y en planta baja se ubique el nuevo Taller de Esculturas, que en la actualidad funciona en un edificio alquilado. También se prevé culminar la última etapa del edificio anexo de la Facultad de Odontología.

Sobre estas obras, el rector de la UNR, Franco Bartolacci, agradeció al gobierno nacional por haber reanudado el proyecto de infraestructura universitaria con el Banco de Desarrollo de América Latina (CAF) y destacó que esta inversión _“permite poner en valor nuestros edificios para estar a la altura de los desafíos sociales que tenemos enfrente. Nunca como este año se vio el valor de la universidad pública y del sistema científico tecnológico para estar donde la sociedad lo necesita”.-

Por el lado de la Universidad Nacional del Litoral, se destinará $276 millones para la construcción de un nuevo edificio de aulas en la zona Costanera, a la vera de la Laguna Setúbal, preservando un área de fuerte presencia natural. La superficie será de 3.368 metros cuadrados en dos plantas con espacios áulicos para las carreras de pregrado, grado, posgrado y escuela secundaria. A ello, se sumarán una biblioteca, un taller informático, un local para librería, sanitarios, depósito, hall, área de gobierno y administración, patios y terrazas.

Enrique Mammarela, su rector, remarcó la importancia de las universidades no sólo durante la pandemia, sino también en la pospandemia: “Las instituciones universitarias tenemos la responsabilidad no solamente en el ámbito científico y académico, sino también en la participación de políticas públicas que trabajen para un país mejor”

Finalmente, la Universidad Nacional de Rafaela recibirá un total de $316 millones para la construcción del segundo edificio de un masterplan que contempla 9 obras en su campus universitario, uno de los proyectos más importantes de la historia de Rafaela y la región. Contará con una planta baja y dos pisos, que albergarán 29 aulas, taller, oficinas y un espacio de usos múltiples. Su diseño será ambientalmente sustentable, al incluir paneles fotovoltaicos y un sistema de recuperación de agua de lluvia y almacenamiento en reservorios.

“Si bien recién es nuestro 6to año de funcionamiento, estamos transitando un hito: la posibilidad de construir el primer gran edificio en nuestro campus, tanto para actividades académicas como para afrontar a la post pandemia. Hay que repensar el vínculo entre la universidad y la sociedad y analizar la forma de llevar adelante nuestra actividad tradicional, incorporando innovación, desarrollo emprendedor y productivo, tecnología e internacionalización”, comentó su rector Rubén Ascúa.

Sobre el Programa de Infraestructura Universitaria

El Programa Nacional de Infraestructura Universitaria es impulsado por el Ministerio de Educación nacional en conjunto con el Ministerio de Obras Públicas, a través de un convenio del Gobierno Nacional con el Banco de Desarrollo de América Latina (CAF). Tiene como objetivo principal ampliar la cobertura y mejorar el Sistema Universitario Nacional; optimizar la calidad de la instrucción; fortalecer el funcionamiento y/o los servicios que prestan las instituciones y vincular el capital humano formado en las universidades con las fuerzas productivas locales.

El programa contempla una inversión de más de $9.600 millones para obras nuevas, de refacción y ampliación de infraestructura, que beneficiarán a más de 1 millón y medio de estudiantes y generarán 13.500 puestos de trabajo, 3.500 directos y 10.000 indirectos, en las más de 50 ciudades donde se encuentran ubicadas.

Durante el periodo 2019-2023, se desarrollarán 70 obras en más de 50 Universidades nacionales de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y las provincias de: Buenos Aires, Catamarca, Chaco, Chubut, Córdoba, Entre Ríos, Jujuy, La Pampa, La Rioja, Mendoza, Misiones, Neuquén, Río Negro, Salta, San Luis, San Juan, Santa Fe, Tierra del Fuego y Tucumán.

FUENTE  :Ministerio de Educación.

Sergio Stadius

Periodista en Medios y Política. UBA - Ex jefe de Prensa del IRAM. Director Hurlingham en Movimiento y de Revista Líder.